Hace unos días el Frente Amplio manifestó que sus elecciones primarias se realizarán mediante una consulta ciudadana usando votación electrónica vía Internet para el día 28 de mayo de 2017. Existen múltiples reparos por parte de expertos a desarrollar una elección vía Internet. En esta columna se resumen algunas de las dudas que surgen al escuchar la noticia, que espero sean respondidas en los próximos días por parte de la naciente coalición política.

  1. ¿Han asumido en el Frente Amplio los problemas de seguridad que trae la votación vía Internet? Votar vía Internet ha sido ampliamente rechazado por académicos y expertos en seguridad computacional [1, 2, 3], debido a que existen un sinnúmero de maneras para poder violar algunos requisitos fundamentales en cualquier votación (privacidad del voto, integridad, disponibilidad, evitar coerción, entre otros). Principalmente esto se debe a dos razones: (1) los administradores de la elección no controlan los dispositivos en que los votantes realizan su selección, por lo que éste podría estar alterado, y cambiar el voto sin que el votante se de cuenta de ello. Esto también implica la imposibilidad por parte de los administradores de evitar que se viole la privacidad del voto, aumentando así el riesgo de coerción y/o compra/venta de votos, y (2) el sistema está conectado a través de Internet, posibilitando ataques externos desde cualquier parte del mundo al sistema, peligro que sufren a diario grandes empresas que dedican un gran presupuesto a generar una infraestructura de seguridad maciza, y que aun así reciben ataques constantes; lo que puede resultar en la imposibilidad de ofrecer el servicio de votación durante el día de la elección.

  2. ¿Se justifica la votación vía Internet? Hasta el día de hoy, aun no se ha manifestado una razón para realizar la consulta ciudadana vía Internet. Algunas voces dicen “porque miramos a nuestro país desde el siglo XXI”. ¿Es esa una razón suficiente para arriesgarse con un método que está altamente cuestionado? Sin duda es un argumente fácilmente cuestionable. El Frente Amplio debe mostrar mayor inteligencia a la hora de postular cambios al status quo, y no realizar actos sólo porque parecen más juveniles o novedosos. Espero que en los próximos días salgan a justificar mejor esta medida. Entre algunas posibles justificaciones que podrían darse a la adopción de votación vía Internet están: (1) aumentar la participación (tendría que ser apoyado con algún estudio que muestre este fenómeno), (2) reducir costos operacionales (se debería transparentar el presupuesto que tiene previsto el Frente Amplio para desarrollar la consulta) ó (3) innovar con consultas más complejas. Un ejemplo de lo último sería ordenar los candidatos según la preferencia del votante, asignando un puntaje a cada uno, en vez de escoger sólo una de las opciones. Este tipo de votación se ve beneficiada con la incorporación de mecanismos electrónicos en el conteo, pero que se puede realizar sin la necesidad de que la elección sea vía Internet.

  3. ¿Quién desarrollará el sistema? Un punto importante a considerar es quien desarrollará el sistema de votación, ¿Se lo dejarán a una empresa privada como evoting? ¿Utilizarán un sistema abierto desarrollado por expertos como Helios? ¿Lo desarrollarán de manera totalmente independiente empezando desde cero? La aptitud de los desarrolladores y la calidad del sistema a utilizar es un tema importante, ya que el Frente Amplio no puede arriesgarse a pasar un bochorno por utilizar un sistema pobre y deficiente desde el punto de vista informático, que implique una baja credibilidad, tanto a la elección misma como a la coalición en general.

  4. ¿El sistema será abierto y puesto a análisis por parte de expertos? Relacionado con lo anterior, ¿El sistema a utilizar será de código abierto?, ¿Contarán con un período de revisión y certificación por parte de terceros (expertos en el área)? De nada sirve poseer un sistema cerrado, que emplee seguridad por oscuridad (no revelar el diseño y código fuente del sistema para así evitar entregarle información a posibles atacantes). Si realmente quieren hacer las cosas bien, deben abrir el código y permitir un período de análisis por parte de expertos, que puedan encontrar errores, reportarlos y posteriormente ser reparados por parte de los desarrolladores. ¿Hacer todo eso en 2 meses? Muy difícil.

Estas son algunas de las primeras dudas que surgen simplemente con la idea por parte del Frente Amplio de realizar su consulta ciudadana vía Internet. Si tienen más dudas sobre alguno de los puntos, bienvenido a que me contacten al correo, y pueda responderlas, o bien, realizar otra columna más específica sobre alguno de los riesgos que conlleva la votación vía Internet.

Share: